domingo, 2 de noviembre de 2008

ENTIERROS Y EL OTRO MUNDO

Los celtas creían en la vida después de la muerte. Los muertos eran enterrados con sus pertenencias, para que estuvieran preparados para su viaje al otro mundo. Este es el motivo por el que los sepulcros celtas han resultado ser almacenes llenos de riquezas para los arqueólogos.
A los jefes se les enteraban con comida y vino, armas, ropas y ricas joyas. Muchas tumbas reales quedaban cubiertas con un gran montón de tierra llamado túmulo. En el norte de Francia y en Yorkshire se hallaron jefes enterrados con sus carros de combate, juntamente con los arreos de sus caballos.A los guerreros se les daba sepultura con sus armas. A otros hombres se les enterraban con unas cuantas vasijas de comida y de bebida, con sus ropas y, lagunas veces, con sus ornamentos. A las mujeres se las sepultaban a menudo encanaladas con sus collares de abalorios y otras joyas, y con vasijas de comida y bebida. Sin embargo, los cuerpos de algunas personas, probablemente sirvientes o criminales, eran abandonados sin ninguna clase de sepultura. Simplemente eran lanzados al interior de algunos hoyos de escombros y cubiertos de tierra.

1 comentario:

isthar dijo...

Qué material tan original encuentras Juanma, La esperanza del hombre, de trascender, la ilusión de una vida después de ésta...
Felicidades tu amiga Isthar

VISITAS


contador de visitas